Según los analistas las ventas de la Xbox One a finales de este año podrían superar en hasta tres veces a las de la nueva generación de consolas de Sony. El último cambio de rumbo en las políticas de uso de Microsoft otorgarían una importante ventaja a este consola frente a la PS4.

ventas de la Xbox One

Los últimos resultados en cuanto a popularidad en la red o pre-ordenaciones del producto sugieren que la Xbox One se ha recuperado de sus tropiezos iniciales. Si bien durante el pasado E3 2013 la PS4 se alzó como la ganadora absoluta tras las enormes críticas arrojadas sobre la Xbox One, parece que en los últimos meses la consola de Sony está perdiendo muchos amigos.

Aunque se espera que el sistema de comercios sea incapaz de poder abastecer la demanda de ambas consolas en el momento de su lanzamiento, las principales cadenas están seguras de que la nueva generación de entretenimiento de Microsoft será la favorita. Microsoft ha confirmado que los registros para la pre-compra de su Xbox One son hasta el momento superiores a la de su anterior modelo, es decir, la consola más vendida en todo el mundo hasta la fecha.

La brecha de 100$ entre ambos dispositivos parece no afectar a los consumidores en general puesto que la gran mayoría está comenzando a comprender la importancia de tener un dispositivo tan revolucionario como el nuevo Kinect por algo más de precio. Por el momento parece que Microsoft ha salvado la bola de partido, de no haber realizado de forma precipitada a última hora los cambios en sus políticas de internet o juegos usados, a buen seguro que no estaríamos hablando de estos resultados.

ventas de la Xbox One

No sería de extrañar que la compañía con sede en Redmond intente reducir la brecha de precio sacando al mercado buenas promociones como ha hecho hasta el momento con su actual consola, regalando mandos, tarjetas de puntos Gold o videojuegos recién lanzados junto a su caja de entretenimiento.