¡No te pierdas nuestro contenido!

En esta ocasión hemos tenido la oportunidad de probar uno de los últimos proyectores de la casa ViewSonic. Se trata del PLED-W500, un equipo de pequeño tamaño (pesa poco más de 1 kilo) perfecto para utilidades en movilidad, que cuenta como mayor característica la de ser uno de los pocos equipos del mercado con iluminación LED y resolución HD Ready. Pero como siempre, comencemos por el principio, por sus características técnicas.

Características:

  • Proyector DLP
  • "Lámpara" LED de hasta 20.000 horas
  • 3D Ready con 120Hz de refresco
  • Resolución nativa de 1280x800 píxeles
  • Brillo de 500 lúmenes
  • Contraste de 6000:1
  • Memoria Interna de 1Gb
  • Reproductor multimedia integrado con soporte MKV+DTS downmix
  • Slot para tarjetas SD
  • Puerto USB 2.0
  • Reproducción nativa de archivos Office (Doc, XLS, PPT) y PDF
  • Wi-Fi opcional
  • Mando a distancia con puntero láser integrado
  • Altavoz integrado de 2W

El Equipo

La verdad es que como podéis ver en la foto, el ViewSonic PLED-W500 se entrega con los complementos necesarios para poder utilizarlo en movilidad nada más desempaquetarlo. Puesto que además de los típicos cables de vídeo VGA para conectar a nuestro portátil, se incluye un mando a distancia con puntero láser para facilitar las presentaciones, así como un cómodo maletín de transporte donde cabe perfectamente tanto el proyector como todo el material necesario para su puesta en funcionamiento.

En cuanto al proyector en sí, tenemos un chasis en "negro piano" (ya sabéis lo que significa eso en cuanto a "atrapahuellas"), con un buen acabado general que se acompaña con una construcción sólida del equipo. En ningún momento parece un sistema endeble, por lo que aguantará kilómetros y kilómetros de viaje sin mayores problemas. Equipado con multitud de conexiones en su trasera (slot SD, USB 2.0, HDMI 1.3, VGA, S-Video, vídeo compuesto, AV in y mini-USB) este W500 cuenta con la gran baza de incluir un potentísimo reproductor multimedia y de archivos de Office que permitirán realizar cualquier presentación sin necesidad alguna de tener un PC a mano.

Para ello tenemos 1Gb de memoria interna, en el que poder almacenar todo tipo de archivos. Pero si se nos quedara corta, siempre se podrá tirar del slot para tarjetas SD o el puerto USB2.0 en el que podremos conectar discos duros externos o tarjetas de memoria flash. Eso sin menoscabo de que podamos conectar directamente el equipo a la salida VGA de nuestro portátil como se ha hecho toda la vida.

Proyección

Sin duda la mayor ventaja de este W500 es su utilización de tecnología LED. Al contrario que otros equipos de similares características, con los proyectores LED nos olvidamos de los cambios de lámpara que en más de una ocasión suponen un buen sablazo por su alto coste. El W500 cuenta con una vida útil de su fuente de luz de unas 20.000 horas, por lo que no tendrás que cambiar lámpara alguna en toda la vida del proyector: cuando su fuente de luz se muera, el equipo ya estará totalmente amortizado.

El problema de los proyectores LED es que todavía no se han alcanzado las cotas de luminosidad de sus hermanos de "lampara" (esos suelen llegar a los 1500-2800 lúmenes normalmente) puesto que los LED se nos suelen quedar en unos 500 lúmenes como máximo. Este es el caso del proyector que nos ocupa, pero os puedo asegurar que para una habitación normal, con una pantalla proyectada de 1,5-2 metros de ancho nada le tiene que envidiar a sus hermanos mayores. Evidentemente los proyectores LED no están pensados para proyectar a plena luz del sol, pero con las persianas bajadas ya tenemos una imagen más que aceptable y en plena oscuridad la imagen que se logra es realmente impresionante. Ese es el caso del ViewSonic PLED-W500, con el que no sólo podremos ver filminas de XLS sin mayores problemas, sino que incluso en el caso de total oscuridad, podremos utilizarlo como proyector multimedia estando a la altura de cualquier equipo de "lámparas" de la actualidad. El único pero que le podríamos poner a la proyección, es una cierta saturación en los rojos quizás algo desagradable.

Y no es para menos, puesto que con toma HDMI 1.3 y resolución nativa HD Ready (1280x800) podrás reproducir desde cualquier fuente HD (como un Blu-ray, videocámara, Home Cinema o portátil) asegurándote la mayor calidad posible de proyección. Proyección que se facilita por el hecho de incluir Keystone vertical automático, aunque se echa en falta un zoom óptico que nos permitiera ajustar la pantalla de proyección de forma más cómoda. A destacar que el proyector incluye compatibilidad nativa para archivos del paquete ofimático Office, por lo que no tendrás proyectar directamente sin PC archivos del tipo *.Doc, *.XLS o *.PPT sin mayores problemas, lo mismo que ocurre con los PDF. A destacar el hecho de que el mando a distancia cuente con un útil puntero láser integrado. Para los que utilicen el equipo sobre todo para presentaciones, decir que se puede controlar a través de móviles smartphone con aplicaciones como MobiShow Lite para iPhone

Reproductor Multimedia

Una de las prestaciones más impactantes, es su potentísimo reproductor multimedia integrado, que nos permitirá literalmente olvidarnos de conectar el W500 a nuestro DVD de sobremesa o a un PC para poder disfrutar de nuestras películas preferidas. Compatible con todo tipo de archivos que he probado, se traga hasta MKV a 1080p y con DTS dowmix. Vamos, toda una sorpresa en un equipo tan portátil. El pequeño problema es que no contamos con salida de audio (audio-out) por lo que si reproducimos directamente desde el proyector, el sonido puede ser más que escaso. Vale que incluye un altavoz de 2W, pero su sonido es muy plano y aunque suficiente para una pequeña habitación, en el caso de salas más grandes nos puede jugar una mala pasada, sobre todo si tenemos que el nivel de ruido es de unos 36dB (quizás algo elevada para un equipo LED, cuando otros andan por los 27 dB).

Conclusiones

7/10

En definitiva, estamos ante un equipo eminentemente portátil, pensado para aquel tipo de usuario que desea un proyector con la menor complicación de uso posible, escaso mantenimiento (no tenemos que cambiar filtros o lámparas) y que cuenta con las últimas tecnologías del mecado. Algo que demuestra con su compatibilidad 3D, soporte nativo HD Ready y sobre todo la utilización de iluminación LED de larga duración y bajo consumo. Si a eso añadimos reproducción nativa de archivos Office y PDF, el GB de memoria interna y su más que potentísimo reproductor multimedia integrado (compatible MKV) podríamos decir que el ViewSonic cuenta con una de las mejores relaciones calidad/precio del mercado. Porque los menos de 500€ que cuesta, se recuperan con creces en menos de un año.

A Favor:

  • Sistema LED: olvídate de cambiar lámparas
  • Compatible 3D Ready vía Viewsonic VP3D1 (DLP-Link)
  • Potente reproductor integrado compatible con MKV
  • Reproducción nativa de archivos DOC/XLS/PPT/PDF
  • Puntero láser incluido en mando a distancia
  • Pequeño tamaño

En Contra:

  • No tenemos Audio-Out
  • No cuenta con Zoom óptico
  • Algo de efecto "arco iris", pero mínimo
  • Quizás algo ruidoso para los más puristas
  • Se comentan problemas de apagado, teniendo que resetear equipo tras 120h de uso.

Galería­ de imágenes