Por fin un SSD con interfaz PCIe de la mano de Intel, así lo celebro porque la adopción ha sido de las mejores en los últimos tiempos puesto que ofrecen mejor ancho de banda por encima de unidades de estado sólido (SSD) compatibles con SATA y por supuesto discos duros. Intel 910 Series viene en modelos de 400GB y 800GB de almacenamiento y están diseñados especialmente para centros de datos almacenados en la nube, virtualización y las transacciones en línea.

Al estar diseñados para conectarse a puertos PCIe y no a SATA ofrecen una mejor solución de almacenamiento para servidores pues resultan más sencillos de instalar o ampliar la capacidad sin interrupciones porque no requiere cambios en el diseño del servidor. En cuanto al resultado de velocidad, estabilidad y rendimiento Intel asegura que las pruebas arrojan que ofrece siete veces el rendimiento de lectura y cinco veces mayor velocidad que el Intel SSD 710.

Detallando lo que esta unidad es que capaz de ofrecer tenemos que ambos modelos de la SSD Intel 910 Series pueden alcanzar lectura secuencial de hasta 2 GB/s y de hasta 1 GB/s en escritura secuencial, además de hasta 180.000 operaciones de E/S por segundo en lecturas aleatorias de 4K (IOPS) y 75.000 IOPS en escrituras aleatorias de 4K.

Ahora, mientras que el rendimiento es increíble, el precio también, pero considerando que las unidades están diseñadas para el entorno empresarial lo mejor es dejar que los jefes decidan. El modelo de 400GB tiene un precio de 1.929 dólares mientras que por 800GB alcanzan 3.859 dólares, estarán disponible a mediados de este año.